Por Kurt Rhyner  

AdobesLa "Asociación construcción en arcilla" de Alemania organizó un congreso internacional con motivo de su décimo aniversario. Decidimos participar luego de conocer los puntos de vista técnicos de los prácticos en Alemania y hacer contactos con otra gente interesada en el movimiento.

Las presentaciones de personas de varios países europeos dieron una visión relativamente positiva. Parece ser que los aspectos de salud son los argumentos principales entre la gente que hoy día decide construir con tierra. En esta temática sobresalen las preocupaciones por las ondas radiales emitidas de las antenas de los celulares (electrosmog) y de los materiales que contienen elementos nocivos.

La discusión sobre el potencial daño que hace el electrosmog se esta centrando más y más sobre el nivel de radiaciones permitidas y las técnicas para proteger a las personas, ya está generalmente aceptado, el hecho de que tales antenas emiten radiaciones que ponen en peligro la salud de las personas. Resulta que las paredes de arcilla son los mejores absorbentes de estas radiaciones. Otros materiales en el mercado los dejan pasar o los reflejan, mientras que la tierra los absorbe en buena cantidad.

Muchos materiales emitan venenos como el formaldehido, un agente aglutinador utilizado en planchas compuestas de madera, alfombras y muchos otros elementos. Oímos una presentación muy interesante de las investigaciones sobre la capacidad de neutralizar los elementos nocivos que tiene la arcilla y las posibilidades de mejorar esto con la inserción de pelo animal en el revestimiento de arcilla. (más información en www.gesundheitsbaustoffe.de)

Las presentaciones demostraron que en toda Europa la tierra ha sido un material predominante hace siglos, y que todavía hoy en muchas regiones existen cientos de miles de edificios de tierra, muchos de ellos con varios cientos de años de edad. Pero, son pocos los edificios que han sido construidos enteramente de tierra, en su gran mayoría son construcciones de esqueletos de madera con relleno de tierra. Las aplicaciones de tierra pura casi siempre son del tipo "tapial", tierra prensada.

Una presentación impresionante de Jan Ruzicka de la República Checa se centró en una serie de investigación sobre ladrillos prensados, dónde se ha encontrado que la presión aplicada es el factor determinante, mientras que la adición de cal o de cemento no aporta mucho para lograr una mayor resistencia a la compresión. Esto confirma los resultados obtenidos hace un par de años en el CIDEM. En varias discusiones posteriores con el autor (un joven aspirante a doctor) le hemos sugerido hacer una nueva serie similar, pero probando ladrillos en estado húmedo, ya que esta es la condición que más nos preocupa en la práctica.

En la misma presentación vimos un edifico sencillo, construido con ladrillos prensados sin adicciones, que ha resistido las inundaciones de este verano a pesar de haber sido inundado, se ven las marcas que dejó el agua a dos metros de altura. (Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.)

Un argumento principal en Alemania es el hecho de que paredes y revestimientos de tierra son excelentes amortiguadores de humedad, quiere decir que absorben humedad y la vuelven a reintegrar al ambiente. Esto contribuye a un clima interno agradable, sobre todo en lugares fríos, dónde uno pasa una gran parte de la vida dentro de la casa.

Durante el congreso se dieron muchas conversaciones bilaterales y pudimos aprender mucho sobre la incipiente industria de construcciones en arcilla en Alemania. Existen varios proveedores de material, se compra la arcilla preparada en sacos para ser mezclado en la obra con arena. Existen varias calidades para mortero, revestimientos interiores y también para revestimientos exteriores, aunque estos últimos no tienen aceptación completa. En los climas difíciles de Alemania, con grandes variedades en humedad ambiental y con períodos violentos de congelación las exigencias sobre el revestimiento exterior son extremas y el constructor tiene que dar una garantía incondicional de dos años y parcial de diez años.

Se dio una presentación interesante sobre la manera de adaptar las máquinas para aplicar revestimientos de arcilla. Claro, en Alemania raramente se hacen revestimientos a mano.

El día domingo se hizo un recorrido por construcciones en la región, y en algunos pueblos pudimos ver cantidades de viviendas construidas y bien mantenidas en madera y tierra. En una visita en una mina apreciamos la sencillez de las instalaciones para moler, mezclar y ensacar las arcillas y la producción de ladrillos prensados (sin adición de cemento ni cal).