Cemento, chocolate y ron

Cemento alternativo LC3

Aunque en muchos bares chic actuales se sirven mojitos de chocolate, una mezcla cubana y suiza no es tan obvia. Sin embargo, si se habla de cemento, científicos suizos, cubanos e indios han resuelto uno de los retos más grandes pero menos conocidos del mundo. A medida que se desarrollan los países, la demanda de infraestructura y vivienda se incrementa. El hormigón es con ventaja el material de construcción más comúnmente usado para mitigar estas necesidades, y el cemento es necesario para producir el hormigón.

A medida que la economía cubana cambia, la demanda de materiales de construcción crece de forma extremadamente rápida: la demanda de cemento se espera crezca más de un 70% en los próximos 3 años. Cuba no dispone en la actualidad de la capacidad productiva propia para mantener este crecimiento. Adicionalmente, la producción de cemento demanda un uso intensivo de recursos y genera emisiones de carbono.

Edificio demostrativo construido en CubaUno de los retos de Cuba es encontrar formas de producir más cemento con el clínquer que hoy día se produce en el país, para abastecer la demanda con un bajo impacto ambiental.

El Prof. Fernando Martirena, coordinador del proyecto LC3 por Cuba dice “El reto de abastecer la creciente demanda de cemento le da a Cuba una oportunidad única de abrazar un camino de bajo carbón hacia el desarrollo a través de la introducción masiva del cemento LC3 , como la única opción viable en el corto plazo. A mediano y largo plazo el LC3 podría ayudar a Cuba a alcanzar sus metas de desarrollo preservando valiosos recursos naturales”.

La respuesta viene en forma de una cooperación a largo plazo realizada entre la École Polytechnique Fédérale de Lausanne en Suiza y la Universidad Central de las Villas en Cuba. Una combinación única entre investigación fundamental y aplicación directa en la práctica ha demostrado que las arcillas caoliníticas de bajo grado, de amplia abundancia, podrían ser utilizadas como un material alternativo de bajo carbono. Los resultados iniciales de las pruebas industriales realizados en Cuba han sido confirmados por un proyecto más amplio que involucra a un grupo de organizaciones académicas y de desarrollo en la India.

LC3 , como se conoce este nuevo cemento, permite casi duplicar la cantidad de cemento producido a partir de la misma cantidad de caliza a partir de sustituir una gran parte del clínquer (material intermedio producido a partir de calcinar caliza a temperaturas muy altas) con arcilla calcinada.

El cemento de arcilla calcinada y caliza (LC3 ) permite reducir entre un 20-30% de las emisiones de CO 2 en comparación con el cemento tradicional; una gran reducción si se considera que el cemento es responsable del 5-8% de las emisiones producidas por la actividad humana.

LC3 es un cemento de bajo carbono y de bajo costo que alcanza propiedades similares o incluso superiores al cemento Portland. La mezcla puede ser producida fácilmente en las líneas de producción existentes, con el único requerimiento de pequeñas inversiones de capital.

“El impacto potencial del proyecto LC3 es muy significativo. Después del agua, el hormigón es el material más utilizado en el mundo Cualquier reducción de las emisiones puede tener un impacto sustancial”, explica la Profesora Karen Scrivener que lidera el proyecto LC3 . “LC3 puede convertirse en un material de construcción esencial, especialmente en las economías emergentes de rápido crecimiento, donde minimizar el impacto ambiental y el consumo excesivo de recursos son una primera prioridad”. Se estima que usar LC3 en lugar del cemento tradicional puede contribuir a reducir hasta 500 millones de toneladas de CO2 en el año 2050 (equivalente a las emisiones de UK o Canadá). “Si queremos mejorar la sostenibilidad del hormigón –su costo, disponibilidad, y huella ambiental- tenemos que actuar antes que la demanda se incremente de forma exponencial”, dice Scrivener.

Proyectos de producción industrial han sido implementados en Cuba y la India y en ambos países se han construido varias estructuras usando el cemento. Cuba será el primer país donde el LC3 será producido a escala comercial. Esto permitirá abastecer la demanda creciente sin tener que realizar grandes inversiones de capital, y con un reducido impacto ambiental.

Un mojito de chocolate con una buena onda

Para más información:
Universidad Central de las Villas
Facultad de Construcciones/Faculty of Constructions
José Fernando Martirena Hernández (Prof. Dr.Sc. Ing.)
Tel: +53 42 205872 ext 102
www.lc3.ch

 

Está aquí: Inicio :: Ediciones anteriores :: Cemento, chocolate y ron

Consultores

  • Kurt RhynerKurt Rhyner
    Arquitecto, Dr. Prof., Suiza
    Español, inglés, alemán, francés
    Concepción de proyectos, análisis de tecnologías y materiales apropiados para situaciones específicas, análisis financiero, dirección ejecutiva, monitoreo, evaluaciones.

Humor

Videos

Inodoro seco

Inodoro seco
Inodoro seco, subtítulos en español